Verdades, mentiras y retractaciones de la parapolítica en Santander

El exparamilitar alias ‘Diego Rivera’ mostró evidencias de intentos de sobornos para acabar el proceso contra varios políticos de Santander y de paso dejó a varios paramilitares al borde de su expulsión de Justicia y Paz.

El exsenador Luis Alberto Gil reconoció que se reunió dos veces con el paramilitar 'Ernesto Báez', pero que no fue para beneficiarse electoralmente / Foto Semana

-Gil aceptó que se reunió dos veces con 'Ernesto Baéz'
-Riaño negó haberse reunido con ‘Ernesto Báez

-Fiscal llamó a juicio a ex congresistas Gil y Riaño
-Procuraduría abre pliego de cargos a Hugo Aguilar y ex congresistas de Santander
-'Diego Vecino', 'Báez' y 'Julián Bolívar' declarán en juicio contra ex congresistas Riaño y Gil
-El nuevo ventilados de los 'paras' (Semana)
-Resucita la parapolítica

El exparamilitar David Hernández López alias ‘Diego Rivera’ denunció ante la Corte Suprema que el exsenador Luis Alberto Gil y los exrepresentantes Alfonso Riaño y Ciro Ramírez se aliaron con el paramilitar Rodrigo Pérez Alzate alias ‘Julián Bolívar’, exjefe militar del Bloque Central Bolívar, en un presunto complot para desprestigiar al magistrado Iván Velásquez y sobornar a testigos en los procesos que el alto tribunal adelanta por ‘parapolítica’.

‘Diego Rivera’, quien declaró desde Estados Unidos por ser un testigo protegido de la DEA, aseguró que Ramón Ballesteros Prieto, abogado de Gil, lo citó en Nueva York a varias reuniones entre octubre de 2010 y febrero de 2011 para que declarara a favor de Gil y Riaño.

La denuncia coincide con las fechas del juicio contra los dos políticos santandereanos, que comenzó en noviembre de 2010 y que tenía programada la declaración de ‘Diego Rivera’ para principios de febrero de 2011.

Este exsubteniente del Ejército y desmovilizado del Bloque Central Bolívar dijo que además de las reuniones, Ballesteros presuntamente le ofreció 100 mil dólares a nombre de alias ‘Julián Bolívar’ para que cambiara su testimonio.

“El 31 de octubre de 2010 en el Hotel Pensilvania, en Nueva York, Ballesteros Prieto me dijo: “David, mire, ‘Julián Bolívar’, Luis Alberto Gil, Alfonso Riaño y Ciro Ramírez van a arremeter contra su familia si usted no les colabora. Ellos son sus amigos. Colabóreles”, contó a los magistrados.

Por medio de un agente jurídico del Departamento de Justicia de Estados Unidos, el testigo aportó al proceso correos electrónicos y grabaciones en audio y video de conversaciones entre el exparamilitar y Ballesteros, donde al parecer el abogado se reune con el desmovilizado y le pide que cambie su versión. Al mediodía del 15 de febrero de 2011, después de que el video fuera presentado en la Corte, agentes de la Dijin capturaron al abogado, quien aceptó los cargos por soborno ante un juez de control de garantías.

Ballesteros Prieto, quien también fue abogado de la excongresista Yidis Medina, dijo a la salida de la Corte que era inocente: “Iba a denunciar primero a este señor. Iba a denunciar una extorsión que nos hizo. Estuve en Washington tratando de hablar con el Departamento de Justicia. Ellos tienen mis e-mail. Me reuní con dos señores de la DEA en Colombia para anunciar mi viaje a Nueva York. Todo eso se va a aclarar, con seguridad que va a ser así”.

 
El exrepresentante Alfonso Riaño ha negado reuniones con 'Ernesto Báez' y vínculos con los 'paras' del Bcb y del Magdalena Medio. / Foto Semana

Según ‘Diego Rivera’ el soborno es una estrategia planeada en la cárcel de Itagüí, donde están presos los exjefes paramilitares del Bloque Central Bolívar.

“A mí me querían sobornar para que me retractara y arremetiera contra el magistrado Iván Velásquez, quien jamás me presionó en mis declaraciones. Este es un complot que han querido manipular desde la Itagüí alias ‘Ernesto Báez’ y alias ‘Julián Bolívar’ con estos senadores, para acabar los procesos de parapolítica y para que todos esos políticos que están presos puedan salir”, dijo.

‘Diego Rivera’ también ratificó y amplió sus señalamientos contra Luis Alberto Gil, Alfonso Riaño y Ciro Ramírez. Dijo que días antes de las elecciones de 2006, los políticos Gil, Riaño, Óscar Josué Reyes y Óscar Suárez Mira se reunieron en el Hotel Chicamocha, en Bucaramanga, con él y con los paramilitares Jairo Ignacio Orozco González alias ‘Tarazá’ y José Danilo Camilo alias ‘Alfonso’, enviados por los jefes militares del Bloque Central Bolívar alias ‘Julián Bolívar’ y Carlos Mario Jiménez alias ‘Macaco’. Según el testigo, ‘Alfonso’ les entregó mil millones de pesos a los políticos para ganar las elecciones.

El exparamilitar le dijo a la Corte que Luis Alberto Gil y el exgobernador de Santander Hugo Heliodoro Aguilar, destituido e inhabilitado 20 años por la Procuraduría para ejercer cargos públicos por nexos con paramilitares, tuvieron vínculos con ‘Julián Bolívar’.

“Sé quién era Gil porque una vez él salió por televisión cuando se le cayó una tula llena de plata. ‘Báez’ y ‘Bolívar’ se rieron y me dijeron que ahí estaba pintado Gil’…  A Hugo Aguilar lo conocí en Puerto Berrío. ‘Julián Bolívar’ me lo presentó en diciembre 2003 o enero de 2004. Me dijo: “vea, usted que es de Bucaramanga, le presento a Hugo Aguilar, de su bella ciudad, el que mató a Pablo Escobar y candidato a la Gobernación de Santander por Convergencia”, contó ‘Diego Rivera’.

El pacto de ‘Halloween’
El presunto complot denunciado por ‘Diego Rivera’ le fue propuesto, según dijo, el 31 de octubre de 2010. Mientras en las calles de Nueva York se celebraba la fiesta de las brujas, en el piso 12 del Hotel Pensilvania él se reunió con el abogado Ballesteros, que le iba a presentar un documento jurídico del que venían hablando desde hacía quince días.


El exgobernador de Santander Hugo Aguilar fue destituido e inhabilitado por la Procuraduría a 20 años para ejercer cargos públicos, al considerar que tuvo nexos con los 'paras' del Bcb. / Foto Semana

-Procuraduría abre pliego de cargos a Hugo Aguilar y ex congresistas de Santander
-Capturado Luis A. Gil y a indagatoria ex gobernador Aguilar
-"Fui Secretario por orden de 'Ernesto Báez' (Semana)
-Convergencia reorganiza sus 'fichas' en Santander (Votebien)
-Pin, el nuevo nombre que tendrá Convergencia (Votebien)
-Convergencia, ahora PIN, pone sucesores

Según el desmovilizado, el abogado lo contactó a mediados de octubre a través de un periodista, para que cediera los derechos de un libro en el que el exparamilitar contaba su vida como delincuente y así poder venderle la historia a una programadora de televisión.

Pero quince días después, dijo, Ballesteros no le presentó ese documento sino uno en el que el desmovilizado le informaba a la Corte que se retractaba de sus declaraciones contra los excongresistas de Santander. Ese día “Ballesteros me dijo que me darían 100 mil dólares”, agregó.

‘Diego Rivera’ contó que, por proteger a su familia, engañó a Ballesteros y el 20 de diciembre de ese año le respondió que estaba listo para firmar el documento, al tiempo que le avisó a la DEA para que comenzara a grabar las próximas conversaciones entre él y el abogado.

Así, ante la sala de casación penal, el desmovilizado leyó por lo menos 10 correos electrónicos en los que presuntamente Ballesteros le insiste en que ‘colabore’, y compartió un audio en el que, según aseguró, el abogado le dice que no mencione a los políticos de la reunión del Hotel Chicamocha.

Luego, presentó un video, grabado el 9 febrero de 2011, en el que Ballesteros aparece sentado en una cafetería de Nueva York contándole al paramilitar que los exjefes paramilitares alias ‘Julián Bolívar’, Ramón María Isaza alias ‘El Viejo’ y Arnubio Triana Mahecha alias ‘Botalón’ declararon a favor de los excongresistas.

En el audio se escucha decir a Ballesteros: “Le cuento una vaina. Me busqué toda la documentación de la audiencia preparatoria para que me aprobaran las pruebas... Hay unas pruebas que se practicaron y que nosotros no pudimos controvertir, una es la tuya... Mire, me aprobaron ‘Botalón’, Ramón Isaza, ‘Julián Bolívar’, los concejales de Barrancabermeja... La cosa ha salido bien. Los testimonios que nos faltan son el de ‘Baéz’, el tuyo… El tema tuyo es para el día martes 15 de febrero (Sic)”.

Más adelante en la conversación, se escucha que el abogado le cuenta al desmovilizado sobre lo qué han dicho otros exparamilitares de ‘Diego Rivera’.

“'Julián Bolívar' dijo que a ti casi que ni te conoce, lo mismo dijo alias 'Alfonso'… 'Julián Bolívar' dijo que él nunca te había enviado a lo del Chicamocha (hotel donde presuntamente se hizo la reunión entre ‘paras’ y políticos). Esas son las pruebas que a mí me ayudan... Tú me dijiste que la reunión sí la hubo y esa versión es creíble porque en el hotel vivían Óscar Josué Reyes y Alfonso Riaño. Ellos vivían ahí porque se habían separado y alquilaron unos aparta estudios (Sic)”.

Refiriéndose al pago de los 100 mil dólares, en el mismo video se escucha a Ballesteros le insinúa que busque un sitio cerca donde presuntamente le desembolsará el dinero: "Entonces tu quedaste para el 15 (de febrero), Para lo que nosotros vayamos a hacer, tú me dices que yo tengo que estar acá (Estados Unidos). Yo no puedo. ¿Qué hacemos? La otra cosa es… ...¿Tú tienes desplazamientos cerquita aquí a Estados Unidos como México, República Dominicana o el Caribe? (Sic)”.


El abogado Ramón Ballesteros fue capturado el 15 de febrero de 2011 en plena Corta Suprema, cuando defendía a Luis Alberto Gil. / Foto Semana

En la declaración ante la Corte, ‘Diego Rivera’ dijo que bajo la promesa de que él firmaría el documento de la supuesta retractación, Ballesteros le envió antes del 18 de enero de 2011 un cuestionario donde le indicaba qué decir en el juicio.

“Yo inicialmente estaba programado para enero y yo les dije que sí, que iba a hacer parte del complot en contra de Velásquez… El abogado me envió un cuestionario de seis páginas de lo que tenía que decir. Acomodó mi  relato, sobre todo en la parte de que se hablaba de la reunión del Hotel Chicamocha”, dijo el testigo.

En el video presentado como prueba, Ballesteros al parecer hizo alusión a ese cuestionario: “Qué es lo de la declaración. Eso que te mandé, de ahí no te puedes salir, tú tienes que negar si te preguntan, dices que desconoces de Gil, de Riaño… ‘Tarazá’ dice que él no estuvo ahí, que estaba en Medellín con su familia. ‘Alfonso’ dice que tampoco estuvo en la reunión. El asunto es que sobre esos temas, tú te niegas a responder. O dices, yo me guardo el derecho de no contestar. Entonces cuando la Corte te pregunte por el señor tal, dices que no sabes... (Sic)”.

Antes de ser capturado y de solicitarle a la Corte que no reprodujera más el video por considerar que se violentaban sus derechos, Ballesteros dijo que el video era real, pero que tenía que explicar las circunstancias. De paso, solicitó que se le practicara un examen psiquiátrico al testigo.

‘David Rivera’ le contestó a la Corte que estaba dispuesto a someterse a cualquier examen, y que en la noche anterior a rendir este testimonio, el 14 de febrero de 2011, él y un ‘familiar’, en realidad un agente encubierto, hablaron con el abogado.

“En un hotel de la Avenida La Esperanza (Bogotá), el abogado le dijo a mi ‘familiar’ que tenía ya los dólares y que se los iba a mostrar entre las 6 y 7 de la mañana. Ayer el abogado me confirmó que ya tenía el dinero, que había hablado con mi ‘familiar’ y que después de rendir el testimonio me daban la plata. Me dijo que ya no eran 100 mil dólares, sino 60 mil. Luego me dijo que habían 10 mil más”, dijo el desmovilizado.

‘Misión Bucaramanga’

‘Diego Rivera’ le dijo a la Corte que los paramilitares del Bloque Central Bolívar se aliaron con políticos de Santander para lograr una objetivo trazado desde 2002 por ‘Ernesto Báez’. “La orden era elegir alcaldes, concejales, gobernadores y congresistas, pensando en la formulación de la Ley 975 (Justicia y Paz) para que los paramilitares se beneficiaran”. El testigo agregó que entre los planes del Bloque estuvo elegir a Hugo Aguilar Naranjo como el Presidente de Colombia  para las elecciones de 2010.

El exparamilitar contó que a principios de 2006 alias ‘Julián Bolívar’ lo envió a Bucaramanga, Santander, con dos misiones: la primera, presentarles a los políticos de la región la experiencia de Villa Esperanza, un modelo de proyectos productivos aprobados por el Gobierno para la resocialización de los desmovilizados, que funcionaba en una finca de Copacabana, Antioquia. La segunda, era crear y lanzar Semillas de Paz en Santander, un proyecto productivo similar que ya funcionaba en Cali.

‘Diego Rivera’ dijo que entre enero y junio de 2006 viajó por lo menos cinco veces a Bucaramanga con esa misión y que se hospedó en los hoteles Dann Carlton y Chicamocha. En uno de esos viajes, con una carta firmada por ‘Julián Bolívar’ y con intermediación de alias ‘Alfonso’, dijo que se reunió con Didier Tavera, entonces Secretario de Gobierno Departamental y actual representante por el PIN, para que los ayudara con obras para Semillas de Paz. También le hizo ‘lobby’ a Freddy Anaya, entonces subdirector de la corporación ambiental Cdmb y actual aspirante a la Alcaldía.

El desmovilizado contó que entre sus recorridos, asistió a una reunión en el Hotel Chicamocha, antes de las elecciones de marzo de 2006, y le presentó el proyecto de Semillas de Paz-Santander a Gil, Riaño, Óscar Josué Reyes y Óscar Suárez Mira. Contó que allí también estuvieron alias ‘Tarazá’, exjefe político del Bcb para Santander, y alias ‘Alfonso’, “que me dijo que iba a entregarles a los políticos mil millones de pesos para las elecciones”. ‘Diego Rivera’ le dijo a la Corte que no le constaba la entrega de ese dinero, pero que a su regreso a Copacabana alias ‘Macaco’, exjefe militar del Bcb, le pidió que imprimiera los resultados electorales publicados por la Registraduría y que después le comentó: “Menos mal esa platica no se perdió”, refiriéndose a las curules ganadas por Convergencia.

Antes de terminar la diligencia, el testigo le dijo a la Corte que los exjefes paramilitares que han rendido declaraciones en el juicio contra Gil y Riaño “mienten” y que contrario a lo que los paramilitares han querido mostrar, ‘Diego Rivera’ conoció sobre las relaciones del Bloque Central Bolívar con políticos, porque “fui secretario del colectivo de abogados de los paramilitares, presidente de Semillas de Paz-Santander, inspector político, secretario del proyecto Villa Esperanza y secretario del estado mayor del Bcb en las negociaciones de paz con el Gobierno”.

Contó que en octubre de 2007, se dio cuenta que “algo estaban fraguando los exjefes paramilitares desde la cárcel de Itagüí”, cuando empezaron asesinar a varios de sus subalternos cómplices y cuando estalló el escándalo del caso ‘Tasmania’, un paramilitar que cambió su versión y dijo que el magistrado Iván Velásquez le había ofrecido beneficios jurídicos para involucrar al expresidente Álvaro Uribe en un crimen.

“Yo estoy dando esta declaración porque me di cuenta que los exjefes paramilitares estaban mientiendo. Habían supuestamente dejado los fusiles, y Villa Esperanza lo convirtieron en un una oficina de cobros, de traqueteo, donde escondían armas. También porque políticos investigados le han hecho daño al país. Le doy gracias a la DEA por la protección, porque si estuviera en Colombia, ya estuviera muerto como muchos testigos que han querido contar sobre ‘parapolítica”, dijo.

La Corte estudiará la veracidad del testimonio de ‘Diego Rivera’ y es posible que compulse copias a la Fiscalía, para que decida si expulsa o no de Justicia y Paz a los paramilitares que no han dicho la verdad, si así lo determina la investigación.