Los desaparecidos del Bloque Vencedores de Arauca

El ‘Mellizo’ Mejía y otros 8 integrantes del Bloque Vencedores de Arauca entregaron testimonios sobre las personas desaparecidas por el grupo. Hay fosas comunes en las que no se han encontrado los restos.

bloquecentauros320x180 Integrantes del Bloque Vencedores de Arauca rindieron versión libre sobre los casos de desaparición del grupo. FOTO: Archivo Semana.En las confesiones que hicieron los postulados del Bloque Vencedores de Arauca a la fiscal 22 de Justicia y Paz revelaron que algunos restos de sus víctimas han desaparecido de las fosas donde supuestamente fueron enterrados. Los desmovilizados también contaron nuevos casos de torturas, desapariciones y  asesinatos contra integrantes del grupo, supuestos ladrones e “informantes” de la guerrilla.

A pesar de que algunos de los paramilitares han revelado en otras diligencias los sitios de las fosas donde fueron enterradas las víctimas, en las exhumaciones se ha encontrado que algunos restos al parecer fueron sustraídos de estos lugares.

En la versión libre que se realizó del 27 al 31 de mayo participaron el ex jefe del bloque Miguel Ángel Mejía Múnera, alias el ‘Mellizo’; el segundo al mando Orlando Villa Zapata, alias ‘Rubén’ o ‘La Mona’; y otros 7 ex integrantes del Bloque.

Fosas vacías
Los ex paramilitares relataron que las personas que eran señaladas de ser informantes de la guerrilla fueron llevadas hasta dos fincas cercanas al casco urbano de Tame, Arauca. Allí eran “interrogados”, torturados y asesinados.

Uno de los ex integrantes del Bloque Vencedores narró que en años anteriores regresó a una de las fincas en compañía de las autoridades para identificar los sitios donde fueron sepultadas esas personas, pero de tres fosas solo hallaron una que contenía restos humanos.

Al ser interrogado por la fiscal, el postulado confirmó que en las fosas donde no fueron hallados los cuerpos, la tierra había sido removida, “como si los hubieran sacado de ahí”, explicó.

El ente acusador anunció que a través de la justicia ordinaria se investigará al dueño de la propiedad  “por la poca colaboración que ha prestado en los últimos ocho años, no ha colaborado con la población para recuperar los restos”.

Órdenes y rumores
En diligencias anteriores los familiares de las víctimas del Bloque han asegurado que los paramilitares habían adiestrado a un caimán - al que llamaban Pepito- para desaparecer a las personas asesinadas. La fiscal transmitió esta inquietud a los postulados, quienes negaron la existencia de este animal.

Los ex ‘paras’ también negaron que hubieran utilizado motosierras para desmembrar a sus víctimas cuando estuvieran vivas. Según los postulados los cuerpos eran desmembrados con machetes o cuchillos y luego arrojados a ríos cercanos o enterrados en las fincas donde estaban instalados.

El 5 de mayo de 2005, el grupo ilegal detuvo a tres campesinos en la vereda La Saya, del municipio de Arauca.  Según los postulados, uno de los hombres era señalado de robar ganado, fue liberado porque sufría de retraso mental.  Las otras dos víctimas fueron amarrados a un árbol hasta el día siguiente mientras esperaban ser “interrogadas”  – práctica que realizaron con la mayoría de retenidos.

Los dos hombres eran señalados de ser informantes de la guerrilla. Los ex ‘paras’ relataron que ambos dijeron que “no voy a decir nada, si quieren me matan”. Para “hacerlos confesar” a uno de ellos le dispararon en la pierna y al otro en el estómago. Las víctimas siguieron guardando silencio por lo que los asesinaron.

Los testimonios señalan que el comandante de esa compañía, identificado con el alias de ‘Acevedo’, le ordenó a los 7 paramilitares que estaban presentes “pasar y cortar” los cuerpos de las víctimas. Al ser interrogado por la fiscal acerca de los motivos que lo llevaron a hacer esto, Alfredo  Rincón, alias ‘Orionto’ y uno de los desmovilizados, contestó que “yo sólo seguía órdenes. Era la vida de las personas o la mía”. 

Miguel Ángel Mejía, quien participó de la audiencia desde la cárcel de Virginia en Estados Unidos , relató que la orden era “ejecutar” a las personas sobre las que tenían información de ser supuestamente guerrilleros y dejar libres a los que no lo eran, por ejemplo comerciantes que eran extorsionados.

Otros postulados agregaron que los asesinatos también se cometían contra las personas que iban a ser retenidas y trataban de huir al notar la presencia de los miembros del Bloque.

La Fiscalía tiene un registro de 100 personas desaparecidas en las zonas donde delinquieron los miembros del Bloque Vencedores de Arauca. De esta cifra no se tiene el número exacto de los desaparecidos a manos de los paramilitares, entre las causas están la muerte de ‘paras’ que cometieron esos crímenes y las acciones posteriores  a la muerte de la víctima.

Las confesiones señalan que los cuerpos eran desmembrados –según las últimas confesiones esto se hacía cuando la persona había fallecido, no cuando estaba viva-, y debían ser arrojados al río o dejados a la intemperie a la espera de que los familiares se llevaran el cuerpo. “Nosotros no teníamos palas para enterrarlos, entonces los arrojábamos al río”, relató el postulado Julio César Contreras, alias Alex.

El Bloque Vencedores de Arauca
Este grupo paramilitar es señalado de ser uno de los más sangrientos de las Autodefensas por sus prácticas de tortura, desaparición y masacres. Al frente del grupo siempre ha figurado el ‘Mellizo’, extraditado en marzo de 2009 a EE.UU. por narcotráfico, pero en las diferentes versiones se ha demostrado que Villa Zapata fue el que realmente formó, organizó y dirigió los paramilitares en Arauca.

Según las autoridades y varios jefes paramilitares como Manuel de Jesús Pirabán, alias ‘Pirata’, es que 'Los Mellizos' supuestamente compraron el Bloque Vencedores de Arauca a Vicente Castaño en por lo menos dos millones y medio de dólares. Esto les permitía perfilarse políticamente, beneficiar de eventuales acuerdos de paz y les daba la posibilidad de traficar armas y coca en Arauca.

‘Rubén’ y ‘Pirata’ habrían ingresado con 200 hombres desde Casanare a Arauca el 7 de agosto de 2001 en Puerto Gaitán, vereda de Tame, al sur del departamento, donde la presencia de la guerrilla era menos fuerte. Los primeros crímenes registrados por el arribo de este grupo fueron masacres, asesinatos, desplazamiento, desaparición forzada y robo.

Después de la desmovilización Orlanda Villa, alias ‘Rubén’, siguió delinquiendo junto a ‘Los Mellizos’, que crearon Los Nevados, una banda de más de 500 hombres con presencia en Antioquia, la Costa, el Pacífico, Santander y los Llanos que controlaba rutas de narcotráfico hacia Europa pasando por Venezuela y Aruba.

Las autoridades señalaron a ‘Ruben’ como el segundo al mando de Los Nevados después de ‘Los Mellizos’. Era además jefe de seguridad de los dos hermanos. ‘Ruben’ fue capturado el 4 de abril de 2008 cuando salía de un motel en Doradal, Antioquia, en el Magdalena Medio.