El ‘Ratón’ confesó crímenes en La Modelo, Meta, Cundinamarca y Casanare

Luis Miguel Hidalgo, alias ‘Ratón’, ex jefe urbano del Bloque Centauros de las Auc, denunció que en la cárcel La Modelo de Bogotá se planeó un asesinato y contó cómo recibió un arma para cometer el crimen. También que en el centro penitenciario los internos manejan dinero sin control de los guardias.
En breve: Durante la versión libre que rindió el 3 y 4 de agosto, Luis Miguel Hidalgo, alias 'Ratón', ex comandante urbano del Bloque Centauros, confesó su participación en diversos crímenes de las autodefensas.

Paramilitares mencionados: 'El Quemado', 'Molina', 'Chiqui', 'Botija', Miguel Arroyave, 'Pacheco', 'El Gringo', 'Veneno', 'Mauricio', 'Echeverri', 'Guajiro', 'Papa Picha', 'Jaime', 'Ratón Negro', 'Javier Flechas', 'Iván',
'Michael'
, 'Ramiro', 'Chucho', 'Héctor Pólvora', 'Pollo', 'Tribilin', 'Alberto',

Sitios mencionados: Caqueza, Mámbita, Medina, Santa Cecilia, Guayabetal, Los Alpes, Cumaral, Pore, Los Mangos, Paratebueno
Hasta la fecha a alias 'Ratón' le han sido imputados parcialmente 72 hechos.

- Las confesiones de 'Ratón'

Luis Miguel Hidalgo, alias 'Ratón', contó en una versión de Justicia y Paz que fue cómplice del intento de asesinato de otro ex paramilitar llamado Albert Narváez Mejía alias 'El Quemado' y señaló como autor intelectual de este crimen a Miguel Arroyave, alias 'Arcángel', asesinado jefe del Bloque Centauros.

‘Ratón’ explicó que diariamente alias ‘Molina’ le recordaba sobre la orden de asesinato y que ésta se ejecutó cuando Arroyave le dijo a ‘Molina’ que tenían que hacerlo ya.

El caso ocurrió el 29 de julio de 2003 y según lo que dijo el ex paramilitar, él mismo recibió el arma con el que se cometió el atentado en la cárcel La Modelo de Bogotá. 'El Quemado' se salvó del atentado que cometió otro recluso conocido con el alias de 'Veneno'.

‘Ratón’ aseguro que alias ‘Molina’, otro paramilitar que manejaba los patios de La Modelo, le ofreció 30 millones de pesos para asesinar a ‘El Quemado’, pero él se negó a hacer el homicidio directamente.

Sobre ‘Molina’, el ‘Ratón’ dijo que había pertenecido al Ejército, y que cuando trasladaron a alias ‘Chiqui’ para la prisión de Cómbita, fue nombrado como el encargado de los patios en La Modelo. Indicó que lo conoció dos meses antes del intento de homicidio, porque estaba encargado del pabellón de Alta Seguridad, y tenía que estar en contacto con el encargado de los patios.

Además, ‘Ratón’ dijo que mensualmente los internos tenían que mandarle 10 millones de pesos a los presos del pabellón de máxima seguridad y que éste lo recibía alias ‘Botija’. Según ‘Ratón’, ese dinero era para el sostenimiento de 15 ó 20 miembros de la “organización” y a él le correspondía un millón o millón y medio de pesos. De acuerdo con su relato, con ese dinero los internos compraban mercados y señaló que en la cárcel “se manejaba dinero normalmente y así era como tenía contacto con ellos”.

‘Ratón’ declaró que el mismo día que ‘El Quemado’ llegó a La Modelo, puso sobre aviso al director del centro penitenciario y le pusieron un guardián para que lo custodiara. El ex comandante urbano del Bloque Centauros agregó que no cree que director de La Modelo tenga que ver con el hecho, sino que tal vez sus superiores no le creyeron.

El desmovilizado explicó que entre ‘Pacheco’, ‘El Gringo’ y él, escogieron a William Niño Becerra, alias ‘Veneno’, para que cometiera el asesinato.

Según el ‘Ratón’, aproximadamente a las 3:30 de la tarde del 29 de julio de 2003, ‘Botija’ le pasó por una venta de la celda una pistola siete milímetros con silenciador para que ‘Veneno’ matara a ‘El Quemado’. Y aproximadamente media hora después se la dio a ‘Veneno’. Señaló que no sabe si a la guardia se le dio dinero para ingresar el arma, y dijo que si la hubo, fue por parte de ‘Molina’. “No sé como lo manejó”, agregó.

Relató que posteriormente ‘Pacheco’ llamó a ‘El Quemado’ a la ventana donde hablan y recibían la plata de los patios, y ‘Veneno’ le disparó. Contó que en ese momento él se encontraba distrayendo al guardia encargado de la seguridad.

Luego de una requisa el arma fue encontrada en la zona de terrazas de la lavandería. Con relación a ‘Veneno’, ‘Ratón’ dijo que fue trasladado a Combita y que no estaba postulado a Justicia y Paz.

‘El Quemado’ sobrevivió a este atentado.

Asesinatos cometidos y confesados por ‘Ratón’
Durante el 3 y 4 de agosto, Luis Miguel Hidalgo, alias ‘Ratón’, confesó ante Justicia y Paz diferentes delitos en los que tuvo participación directa o indirecta, ya fuera como ejecutor de los mismos o estando presente en el lugar de los hechos.

Aceptó su responsabilidad en el atentado contra las hermanas Juliana y Claudia Rocío Agudelo. Según ‘Ratón’, un policía de Caqueza (Cundinamarca) le dijo que dos muchachas jóvenes eran auxiliadoras de la guerrilla. ‘Ratón’ contó que realizó el crimen con la autorización del comandante ‘Mauricio’, que fue ejecutado junto a los paramilitares ‘Echeverri’ y ‘Guajiro’ y ‘Papa Picha’.

‘Ratón’ dijo que no interrogaron a las jóvenes y a quienes les disparó en la cabeza, una de ellas sobrevivió y quedó lisiada en silla de ruedas.

Según el testimonio de la sobreviviente cinco hombres se bajaron de un taxi y que las llevaron hacia un barranco, en donde las hicieron tirar al suelo y les dispararon en la cabeza.

El paramilitar también confesó el homicidio de José Sanín, el 16 de marzo de 1999, en Mámbita, Boyacá. ‘Ratón’ contó que lo asesinó por orden del comandante ‘Puño’. Igualmente, dijo que para este hecho contó con la colaboración de ‘Milton’, un colaborador de las Auc.

Durante su versión libre, ‘Ratón’ habló de los toques de queda o restricción que el Bloque Centauros tenía establecidos en algunos sectores de Medina, Cundinamarca. El ex paramilitar dijo que por orden de ‘Mauricio’ nadie podía transitar después de las ocho de la noche, sin autorización de los 'paras'.

Aunque no se precisó la fecha, el ex comandante urbano del Bloque Centauros confesó que a finales del 2000, en Santa Cecilia, en compañía de ‘Jaime’ y ‘Guajiro’, asesinó a una persona que se encontraba en el parque y que era indigente porque tenía un costal, porque se negó responderle quién era y le contestó de manera grosera.

‘Ratón’ aseguró que lo llevaron a los alrededores de la finca La Esperanza, en donde lo remató con un tiro en la cabeza y le ordenó a sus compañeros que lo enterraran para no llamar la atención de las autoridades. El desmovilizado dijo que con la Fiscalía han ido a buscar el cuerpo, pero que no lo han podido encontrar debido a que no reconoce el terreno.

Otro asesinato que cometió y confesó en Justicia y Paz, fue el de Luis Carlos Carrillo Costa, quien fue asesinado el 29 de mayo de 2001, en Guayabetal, Cundinamarca. ‘Ratón’ dijo que como ‘Miller’ lo había sindicado de ser informante de la guerrilla, el junto a ‘Echeverri’ fueron a su casa y lo asesinaron cuando salió a correr.

Otros asesinatos
Alias ‘Ratón’ también confesó ante Justicia y Paz diferentes delitos en los que estuvo presente u ordenó su ejecución en Casanare, Meta y Cundinamarca.

‘Ratón’ reconoció que durante una incursión al corregimiento de Los Alpes en Medina, Cundinamarca, el 11 de febrero de 2000, le dio la orden a ‘Ratón Negro’ asesinar al Belisario Villalobos, por el simple hecho de que se asomó por la puerta de su casa cuando ellos se habían tomado la población. A sangre fría el ex comandante urbano del Bloque Centauros sin ningún motivo le dio la orden de asesinar a Villalobos.

El ex paramilitar también confesó su participación en los asesinatos de Amadeo Bonilla y Juan de Dios Novoa Bernal, el 26 de septiembre de 1999, en Cumaral, Meta.

Según ‘Ratón’, un ganadero conocido como Ricardo le dio al comandante ‘Mauricio’ una lista en la que aparecían reseñadas 15 personas, entre ellas Amadeo Bonilla y Juan de Dios Novoa Bernal como supuestos extorsionistas.

Posterior a esto, ‘Ratón’ dijo que se encontró a los dos hombres en Cumaral y los invitó a tomar cerveza en una heladería y les propuso participar en una extorsión. Según la versión de ‘Ratón’ acordaron encontrarse al día siguiente en la vía de Restrepo hacia San Nicolás.

Al día siguiente, después de que ‘Ratón’ se reunió con las dos víctimas, llegaron ‘Javier Flechas’, ‘Iván’, ‘Michael’ y ‘Ramiro’, los encañonaron, los amarraron y los montaron a una camioneta de platón. Tomaron camino hacia San Nicolás y los llevaron hacia una finca ubicada por el caserío El Presentado.

En este lugar, ‘Iván’ los torturó para que confesaran las supuestas extorsiones. ’Ratón’ agregó que uno de sus hombres, ‘Iván’, le pegó un tiro en la cabeza a uno de ellos con una arma hechiza. El paramilitar no supo de la suerte del otro muchacho porque dejó la zona antes de que sus hombres lo asesinaran. Hasta el momento los cuerpos de las dos personas no han sido encontrados.

El ex comandante urbano del Bloque Centauros aceptó que el 9 de marzo de 2001 recibió la llamada ‘Chucho’, un paramilitar de Bogotá, quien le solicitó permiso para matar a un presunto guerrillero. ‘Ratón’ lo autorizó y como consecuencia fue asesinado Alexander Cortés Rodríguez.

Igualmente, ‘Ratón’ aceptó su participación en la muerte por error de Melquisided Carvajal Cruz, el 26 de julio en Pore, Casanare. Los paramilitares iban a asesinar a Feliciano Ansueta Carvajal, a quien habían en su tienda, pero cuando regresaron, se había sentado en su lugar Melquisided, quien estaba vestido de manera similar a Ansueta, por esta razón, ‘Malaber’ le disparó creyendo que era la persona a la que tenía que asesinar. Ratón vio el crimen sentado en una camioneta con ‘Pacheco’, otro de sus hombres.

‘Ratón’ confesó que entre el 28 y el 29 de mayo de 1999 varios hombres de ‘Héctor Pólvora’ entraron a la casa de Aleginio León Romero en busca de un revólver y que luego de encontrarlo, ‘Héctor Pólvora’ dio la orden de sacar al señor de la vivienda. El señor fue llevado hasta Villa Pacheli (Paratebueno, Cundinamarca), en donde alias ‘Michael’ lo asesinó por orden de ‘Héctor Pólvora’.

También confesó la muerte una persona que está registrada como NN, la cual fue sacada de una cantina en el sector de La Orqueta (Meta). Según ‘Ratón’, durante un patrullaje a finales de 1998, el comandante ‘Pollo’ ordenó sacar al señor que le apodaban ‘El Costeño’ y lo montaron en una camioneta Hi Lux. Tomaron la carretera hacia Los Mangos y se desviaron hacia los lados de una arrocera.

En ese sitio, ‘Pollo’ hizo encadenar al señor al carro y lo asesinó a punta de machete. ‘Ratón’ relató que lo cortó en varias partes del cuerpo, pero que no lo desmembró y que ordenó enterrarlo en ese mismo sitio. Supuestamente este hombre habría sido guerrillero o auxiliador de la guerrilla. El postulado a Justicia y Paz dijo que con una comisión de exhumación de la Fiscalía había ido a buscar el cuerpo pero que no le encontraron.

Otro asesinato que reconoció fue el de Marco Betancourt Guzmán, el cual sucedió el 29 de septiembre de 2000, en Los Alpes, Medina (Cundinamarca). De acuerdo con la versión de ‘Ratón’, la orden de asesinar a este hombre la dio el comandante ‘Mauricio’, supuestamente porque era un ladrón que tenía azotada la zona. Contó que fue a la casa de la víctima en compañía de ‘Repugencio’ y ‘Ratón Negro’. Narró que luego de varios minutos, Marco Betancourt salió corriendo y disparando y que ‘Repugencio’ le disparó y cayó al piso, donde fue rematada.

El paramilitar contó que fue testigo del asesinato y violación de María Elena Peña Morales, hechos ocurridos el 27 de octubre de 1998, en Paratebueno, Cundinamarca. ‘Ratón’ contó que el ‘Pollo’ fue con 20 hombres a la casa de Marta y la interrogó sobre si era cierto que golpeaba a niños y les disparaba con una escopeta. La mujer negó las acusaciones de los paras, pero ‘Pollo’ la golpeó, y posteriormente, tanto él como ‘Héctor Pólvora’, permitieron que otro paramilitar conocido con el alias de ‘Tribilin’ la violara delante de todos.

Luego de ser violada, ‘Pollo’ le ordenó a ‘Héctor Pólvora’ y a otros hombres que la asesinaron con machetes. ‘Ratón’ dijo que no supo quién la asesinó, ni tampoco quién fue el que dio la información para matarla. Un acta de inspección de la Fiscalía dicta que la víctima fue mutilada y que sus genitales también fueron cortados.

Otra muerte en la que participó ‘Ratón’ fue la de William Bejarano Chitiva, quien fue asesinado por el 14 de enero de 1998 en Cumaral, Meta.

Según ‘Ratón’, alias ‘Alberto’, quien en ese entonces era comandante de las urbanas de Villavicencio, se reunió con policía y éste le dijo que “tiene 10 minutos para que haga lo que tenga que hacer”. Después ‘Ratón’ señaló a la víctima, porque supuestamente era auxiliador de la guerrilla (aunque él no tenía la información y la orden la dio ‘Alberto’), lo dejaron a él a las fueras de Villavicencio y se devolvieron a “ejecutar” a la William Bejarano.

Extorsiones
El paramilitar también contó que, junto con ‘Guajiro’, citó a varios finqueros y ganaderos que tenían más de 10 hectáreas para que “colaboraran” y asistieran a una reunión que se realizó en una casa grande con canchas de tejo ubicada en la vereda Japón, en Paratebueno (Cundinamarca).

Dijo que en ese lugar, ‘Javier Flechas’, quien era un comandante financiero, fue el que estableció los montos y el recaudo del dinero, de acuerdo a las pertenencias de las personas.

Tags: Ratón, Bloque Centauros, Miguel Arroyave