Víctimas amenazadas en Valledupar

Por reclamar justicia y verdad varias víctimas de los paramilitares han sido amenazadas en la capital del Cesar.


Varias víctimas reportaron amenazas en la úlitma versión libre de 'El Tigre'.


- Siete investigadores del CTI, tragados por la tierra de Valledupar
- Los héroes de la Justicia
- Aplazan imputación de cargos contra 'El Tigre'
- Alias 'El Samario' aceptó homicidio de jueza en Cesar

Desde hace dos años familiares de desaparecidos, ejecutados y desplazados por los paramilitares han sufrido una constante persecución en Valledupar. María Ramírez*, esposa de un desaparecido dijo preocupada que “aunque los ‘paras’ se desmovilizaron, el peligro sigue ahí. En Valledupar se vive una tensa calma”.

El último episodio de intimidaciones remonta a principios de septiembre de 2009 cuando Jhon Jairo Esquivel, alias ‘El Tigre', Alcides Manuel Mattos, alias ‘Samario’, Jader Luis Morales, alias ‘JJ’ y Javier Ernesto Ochoa, alias ‘Mecánico’, miembros del Bloque Norte de las AUC, rendían versión libre conjunta por la desaparición de siete miembros del CTI el 9 de marzo de 2000 en el Cesar.

En la versión un fuerte altercado opuso ‘JJ’, ‘Mecánico’ e Iván Otero, abogado de ‘El Tigre’ y ‘Samario’. Al principio de la diligencia ‘JJ’ y ‘Mecánico’ dijeron que Iván Otero los presionó para que sus confesiones sobre la desaparición de los siete funcionarios del CTI concordaran con las de ‘El Tigre’ y ‘Samario’. Varias personas que asistían a la Fiscalía de Justicia y Paz de Valledupar contaron que Iván Otero increpó a ‘Mecánico’ porque “era un imbécil por dejarse llevar por las víctimas”.

A raíz del incidente, varios familiares de los desaparecidos del CTI fueron intimidados. Después de la versión libre Iván Otero, el abogado de los desmovilizados, habría tomado fotos con su teléfono celular a personas presentes en la sala de víctimas.

Además la esposa de uno de los investigadores del CTI relató que un hombre la estuvo siguiendo mientras se dirigía a la versión de ‘El Tigre’. Contó que, a pesar de cambiarse de ropa, de volver a su casa y de coger un bus, el individuo no se despegó de ella.

Otro de los parientes de los asesinados miembros del CTI relató que tras la versión libre, dos individuos se sentaron dos días seguidos frente a su oficina, haciéndole señas, intimidándola y amenazándola.

Otra de las víctimas declaró que la ola de intimidaciones viene desde hace más de dos años. En la marcha contra el secuestro del 4 de febrero de 2008 dos hombres en una moto negra se acercaron a un grupo de familiares de desaparecidos del CTI y los amenazaron diciendo que si seguían yendo a las audiencias les pasaría lo mismo que a sus parientes. La señora relató que en varias ocasiones una camioneta de vidrios polarizados se queda parqueada frente a su casa.

Aunque tiene protección especial del ministerio del interior, la víctima dice que no se siente tranquila pues “la desmovilización en el Cesar fue una mentira”. Declaró además que su familia ya no tiene vida social, que salen sólo cuando es necesario, entre el trabajo y la casa.

Las contradicciones del caso del CTI
A pesar de haber sido evocado en varias versiones libres, aún no se sabe nada sobre el caso de los desaparecidos del CTI. Los desmovilizados que actuaban en la región para el momento de los hechos han dado versiones contradictorias.

‘El Tigre’ dijo que los cuerpos fueron enterrados en una fosa común, pero también afirmó hace poco que losparamiliatres arrojaron los siete cadáveresal río Cesar. Así la Fiscalía y las víctimas han estado en cerca de 25 inhumaciones sin ningún resultado. Las víctimas ya no tienen mucha fe en las versiones libres de 'El Tigre', pero afirman que no se dejarán acobardar y seguirán pendientes hasta que aparezcan los cuerpos.

Las contradicciones podrían significar la exclusión de ‘El Tigre’ de Justicia y Paz, pues según los abogados de las víctimas el ex cabecilla del Bloque Norte no está comprometido con la verdad. Además Iván Otero, defensor de los desmovilizados del Bloque Norte podría ser inculpado por falso testimonio y fraude procesal, lo que explicaría las intimidaciones y amenazas que han sufrido los parientes de los desaparecidos del CTI.

*Nombre ficticio por razones de seguridad.

Tags: Bloque Norte, 'El Tigre', 'Samario', CTI, Víctimas amenazadas