La propuesta de ‘Don Berna’

Los ex jefes paramilitares que fueron extraditados en 2008, proponen que si les rebajan penas de sus condenas en Estados Unidos, estarían dispuestos a colaborar en procesos de parapolítica. Por El Espectador.
Diego Fernando Murillo, alias 'Don Berna' y Rodrigo Tovar Pupo, alias 'Jorge 40'

Súbitamente, tras la caída del referendo reeleccionista en la Corte Constitucional, los ex jefes paramilitares extraditados el 13 de mayo de 2008 recuperaron la memoria y a través de cartas formales ya le hicieron saber a la Corte Suprema de Justicia que están dispuestos a echar al agua a más de un político que ha pasado de agache. Sólo ponen una condición: una rebaja de penas en Estados Unidos. La propuesta ha venido siendo evaluada en reuniones confidenciales entre magistrados de la Sala Penal y funcionarios de la embajada norteamericana que ya transmitieron la inquietud al Departamento de Estado de ese país.

El Espectador confirmó que Diego Fernando Murillo Bejarano, el temido 'Don Berna' de las Autodefensas, encabeza la audaz petición, que sería secundada por Salvatore Mancuso, Rodrigo Tovar Pupo, alias 'Jorge 40', Carlos Mario Jiménez Naranjo, alias 'Macaco', entre otros. En esencia, lo que se plantea es que pueda negociarse una reducción en sus condenas por narcotráfico en Estados Unidos en razón de la abundante información y pruebas que se comprometen a entregar en contra de altos oficiales del Ejército y la Policía, pero en particular de dirigentes políticos que apadrinaron y sobre los cuales no hay mayores evidencias.

Este diario conoció algunos de los nombres ventilados inicialmente en el documento que 'Don Berna' le hizo llegar a la Corte hace apenas dos semanas. Sin embargo, para no afectar los procesos se abstiene de publicarlos. Una de las cosas que más llamó la atención de los magistrados de la Corte Suprema es que, según 'Berna' y sus asociados, con muchos políticos se trabaron alianzas no sólo para beneficiarlos electoralmente o para conseguir un espacio político en el Congreso; también tomaron parte del aparato militar de la organización. Es decir, influyeron en decisiones y fueron consultados por los comandantes de las autodefensa en distintas acciones de guerra.

Una tesis que ha venido siendo planteada desde finales del año pasado por la propia Corte Suprema de Justicia en algunos casos de parapolíticos, verbigracia Álvaro García Romero, el ex gobernador de Sucre Salvador Arana Sus —ambos condenados a 40 años de prisión por crímenes de lesa humanidad—, entre otros. Diego Fernando Murillo Bejarano anunció también que quiere hablar de políticos que en los comicios parlamentarios del 14 de marzo lograron un escaño en la Cámara o el Senado de la República. Como si fuera poco, se mostró dispuesto a darles un impulso a investigaciones parapolíticas que están en etapa preliminar y que tienen a más de uno en salmuera.

Desde que fueron enviados a Estados Unidos los 15 ex jefes de las autodefensas, diversos sectores criticaron la medida gubernamental argumentando que muchas confesiones y verdades del paramilitarismo fueron silenciadas por su envío al país del norte. La Corte Suprema viene buscando mecanismos de cooperación con el gobierno norteamericano para facilitar que Macaco y los otros 14 mafiosos extraditados con él continúen colaborando con la Fiscalía en los procesos que adelanta la Unidad de Justicia y Paz. No obstante, ha sido muy difícil que puedan comparecer y, mucho más, que reparen a las miles de víctimas de su barbarie.

Con el objetivo de destrabar sus versiones una comisión de la Corte Suprema viajó a Estados Unidos en octubre del año pasado y, desde entonces, la cooperación judicial ha fluido de mejor manera. Pero quién sabe hasta qué punto el gobierno estadounidense estaría dispuesto a conceder rebajas en las condenas de los ‘paras’ a cambio de verdades que aún les deben a los colombianos. De cualquier manera, la propuesta hoy es objeto de estudio por parte de funcionarios estadounidenses de alto nivel. De concretarse la petición de los ‘paras’ encarcelados, sin duda muchos expedientes judiciales se moverían no sólo en la Corte Suprema sino también en la Fiscalía General.

Tal parece que quienes pensaron que el escándalo parapolítico estaba cerca de su final se equivocaron. Desde que comenzó este expediente la propuesta de 'Don Berna' y las autodefensas conocida por este diario ha sido la más atrevida y, quizá, su  última oportunidad de  bajarles años a sus condenas. Falta ver que el gobierno norteamericano dé los primeros avales y se formalicen las versiones. Y aunque la iniciativa es mirada con sospecha por la propia Corte Suprema de Justicia, voceros consultados por El Espectador  conceptuaron que la petición debe ser recibida con beneficio de inventario y que aún si los gringos no la aceptan, los ‘paras’ deben continuar colaborando con la justicia pues su deuda con el país, la verdad, las víctimas y la reparación es demasiado grande.

Publicado en El Espectador