‘El Primo’ condenado a siete años y medio de prisión

Diego Alberto Ruiz Arroyave, alias ‘El Primo’, uno de los 14 jefes paramilitares extraditados el pasado 13 mayo a Estados Unidos, fue sentenciado por un tribunal de Houston, Texas.

Alias 'El Primo' fue uno de los paramilitares extraditados en mayo del 2008 a los Estados Unidos requerido por una corte en Texas por narcotráfico. Foto Semana
El ex ‘para’, quien es primo del asesinado comandante del bloque Centauros, Miguel Arroyave –de ahí su alias-, fue condenado por intentar comprar mísiles antiaéreos, lanzagranadas y otras armamento a cambio de cargamentos de cocaína valorados en unos 25 millones de dólares.

En octubre del año pasado ‘El Primo’ se declaró culpable de asociación delictuosa para conseguir armamento para las Auc. Con la condena de Ruiz Arroyave ya son cuatro los cabecillas de las autodefensas que han sido condenados por tribunales en los Estados Unidos, los primeros fueron Ramiro 'Cuco' Vanoy y Javier Zuluaga alias 'Gordolindo' por una corte en la Florida, y Diego Fernando Murillo Bejarano alias 'Don Berna' por una corte de Nueva York. 

El juez David Hittner pudo haber sentenciado a Ruiz Arroyave a más de 27 años de prisión, pero debido a la cooperación que el ex paramilitar del bloque Centauros tuvo con las autoridades americanas, decidió acatar la sugerencia del fiscal Jeff Vaden de reducirle la pena.

Durante el proceso, Erik Sunde, abogado de ‘El Primo’ dijo que su cliente no era combatiente de las Auc, sino más bien un “mandadero” de su primo.

Si bien con la extradición de los ex cabecillas paramilitares la justicia norteamericana ha podido lograr condenarlos por sus negocios ilícitos como el narcotráfico, la justicia colombiana ha tenido dificultades para que sigan colaborando en el proceso de justicia y paz. Recientemente el fiscal general, Mario Iguarán, aseguró que en algunos casos no había motivos reales para extraditar a algunos jefes paramilitares (Vea las declaraciones del Fiscal).

Ruiz o 'El Primo' es familiar del extinto jefe paramilitar Miguel Arroyave, quien fue cercano a sus coterráneos, la familia Castaño Gil, sobre todo de Vicente. Según informes de organismos de inteligencia, se convirtió en el principal traficante de insumos químicos para el procesamiento de cocaína hacia Colombia.

Hacia 1990 llegó al Meta. En 2001, tras pasar tres años en la cárcel por enriquecimiento ilícito, se vinculó con las Autodefensas Campesinas de Córdoba y Urabá. Las autoridades afirman que poco después le compró una “franquicia” a las Auc comandadas por Carlos Castaño por alrededor de siete millones de dólares que le dio control en buena parte de los Llanos Orientales. Allí montó una estructura de extorsión y crimen, el Bloque Centauros, que tenía aterrorizados a los pobladores y finqueros de gran parte del Llano, y cuyos tentáculos alcanzaban hasta Bogotá, donde controlaba parte del comercio de los Sanandresitos a través del Bloque Capital, entre otros negocios.

Aunque Arroyave siempre negó lo anterior, su Bloque Centauros llegó a tener alrededor de seis mil hombres bajo su mando en el Guaviare, Meta, el Ariari, Casanare, Boyacá y Cundinamarca, y hasta Bogotá.

En los Llanos enfrentó a un grupo de autodefensas que habían surgido allí años antes y con arraigo sobre todo en Casanare, Los Buitragueños, luego conocidos como las Autodefensas Campesinas del Casanare. La guerra territorial por el control del Sur del Casanare, una zona estratégica para el tráfico de drogas, fue larga y sangrienta, y aún se desconoce el número de muertos que dejó, pero que se sabe fueron decenas. Jorge Pirata, comandante del Frente Héroes de los Llanos aseguró en versiones libres haber asesinado a 600 miembros de los hombres de Arroyabe.

Miguel Arroyave hizo parte de cúpula de las AUC en Santa Fe de Ralito. Sin embargo, en noviembre del 2004, en medio de las negociaciones, fue asesinado en Puerto Lleras, Meta. Según El Tiempo, las investigaciones indican que muy posiblemente los asesinos fueron sus mismos hombres dirigidos por Pedro Oliverio Guerrero Castillo alias Didier o Cuchillo.

El proceso por el que condenan a Ruiz Arroyave

El caso contra Ruiz Arroyave inicia en el 2004 cuando fue señalado de participar en una red que buscaba adquirir armas rusas y de Europa del Este para las Auc.

El armamento, que incluía lanzadores de mísiles antiaéreos, lanzadores de granadas y fusiles AK-47, nunca llegó a manos de las Auc.

Ruiz Arroyave era un de los nueve integrantes esta red de tráfico de armas, que incluía a Uwe Jensen, un danés naturalizado estadounidense y que fue parlamentario en Dinamarca de 1975 a 1979. El abogado Sunde también defendió a Jensen.

De dicha red sólo dos personas han sido sentenciadas. Se tiene previsto que Carlos Ali Romero Varela, quien fue quien planeó el negocio de las armas, sea sentenciado la próxima semana. El resto permanece prófugo.



Tags: 'El Primo', Miguel Arroyave, bloque Centauros