Magistrada ordenó garantizar seguridad a familia de Mancuso

El ex jefe paramilitar se comprometió a revelar las relaciones de políticos y militares con el paramilitarismo en el país, si la justicia garantiza la seguridad de sus familiares.
  
Salvatore Mancuso fue extraditado por narcotráfico en el 2008. Foto: VerdadAbierta

Desde una cárcel de Virginia en Estados Unidos, Salvatore Mancuso aseguró que si se garantiza la vida y la integridad de sus familiares, está dispuesto a  contar toda la verdad acerca de las relaciones de varios políticos y militares de alto nivel con el paramilitarismo.

Por esta razón, Alexandra Valencia, magistrada de Justicia y Paz que lleva el caso, dio un plazo de diez días para que la Fiscalía, en coordinación con el Ministerio de Justicia, tome las medidas de seguridad para la familia del extraditado jefe paramilitar.

“Debido a la importancia que tuvo Salvatore Mancuso en la historia del conflicto del país y del paramilitarismo, la Sala del Tribunal consideró necesario que se ajusten las exigencias de seguridad que el desmovilizado solicitó”, agregó la magistrada Valencia, quien aseguró que este puede ser un momento decisivo para el proceso de Justicia y Paz y para que el país pueda conocer toda la verdad sobre el paramilitarismo.

“Hay hechos que aun no he confesado por temor a que le pase algo a mi familia y a la cantidad de inseguridades físicas y jurídicas que existen en el proceso de Justicia y Paz”, aseguró Mancuso durante el juicio que se adelanta en su contra por 103 delitos que cometió siendo el jefe máximo del Bloque Catatumbo.

Ante las continúas amenazas de las que han sido objeto sus hijos, Salvatore Mancuso solicitó ante el Tribunal de Justicia y Paz, que se le otorguen esquemas especiales de seguridad como condición para que pueda revelar la información sin temor a que se tomen represalías en contra de su familia.

Según declaraciones de Mancuso, a pesar de que parte de su familia se encuentra exiliada en Estados Unidos, sus hijos que permanecen en Colombia se encuentran en riesgo.

“Hace algunas semanas uno de mis hijos fue víctima de un atentado. No hay garantías para contar a la justicia todo lo que sé porque hay miedos insuperables en la medida en que las inseguridades no se subsanen”, agregó Mancuso.

Luego de que Mancuso presentó la solicitud, la magistratura ordenó a la Fiscalía presentar un informe sobre los riesgos de los familiares del desmovilizado paramilitar y, adicionalmente, envió un oficio al Ministerio de Justicia para que cumpla con la petición y otorgue las medidas de seguridad necesarias.

Pero el caso de Salvatore Mancuso no es el único. Varios ex jefes paramilitares y mandos medios han asegurado en distintas ocasiones que las amenazas en contra de su vida y de la de sus familiares han impedido que cumplan completamente con el requisito de contar la verdad.

Es el caso de Jimmy Vitoria Velásquez, alias 'Jairo Sicario', quien también esta en etapa de jucio ante Justicia y Paz. Este desmovilizado que también hace parte del Bloque Catatumbo, aseguró que el año pasado asesinaron a un hermano de su esposa, quien ahora ha sido víctima de amenazas.

"La ley de Jusiticia y paz obliga a las autoridades a responder con la seguridad de los desmovilizados y de sus familias si con eso se garantizan las condiciones para que se conozca  la verdad", afirmó la magistrada quien se comprometió a cumplir lo antes posible con la petición que presentó Mancuso desde Estados Unidos y con las solicitudes que presenten otros desmovilizados que se encuentren dentro del proceso.