VerdadAbierta.com

Facebook
Twitter
Youtube

Así funcionó la Comisión Internacional de las Farc

  
La Comisión Internacional de las Farc llegó a tener presencia en casi 30 países de Europa y América. Foto: Archivo Semana

A pesar de que mucho se ha hablado de las conexiones internacionales de las Farc, es poco lo que se conoce sobre la forma en la que operaban las comisiones de la guerrilla fuera de Colombia. Luego de años de investigación, la Fiscalía General de la Nación reconstruyó la historia de la Comisión Internacional del Secretariado de las Farc, llamada "Cominter", en la que se identificaron quienes fueron los encargados de la “diplomacia” guerrillera alrededor del mundo.

Según lo registran las investigaciones de la fiscalía, el mapa de influencia de las Farc cubrió al menos 29 países en Europa y América en los que los miembros de la Comisión Internacional tenían la misión de obtener finanzas, adelantar tareas de diplomacia con organizaciones no gubernamentales y apoyar tareas especiales que fueran ordenadas por el Secretariado.

Además de divulgar la ideología de las Farc a través de la revista Resistencia y de la página de noticias Anncol, los emisarios debían coordinar entrenamientos en el exterior y visitas de personas interesadas a los campamentos de los máximos jefes guerrilleros.

Bajo la coordinación de Luis Edgar Devia Silva, conocido con el alias de ‘Raúl Reyes’, quien murió en una operación militar el primero de marzo de 2008, la Comisión Internacional se expandió a los países de Suecia, Alemania, Noruega, Rusia, Dinamarca, Suiza, Italia, Francia, Grecia, Bélgica, Holanda, Luxemburgo, España, Portugal e Inglaterra en Europa y Estados Unidos, México, Canadá, Panamá, Nicaragua, El Salvador, Brasil, Ecuador, Cuba, Venezuela, Argentina, Chile, Paraguay y Uruguay en América.

Las investigaciones del despacho 14 de la Unidad de antiterrorismo de la Fiscalía incluyeron los testimonios de algunos miembros de la comisión que fueron capturados y el análisis de documentos encontrados en los dispositivos electrónicos de Luis Edgar Devia Silva, alias ‘Raúl Reyes’, Víctor Julio Suárez Rojas, alias ‘Mono Jojoy’ y de Manuel de Jesús Muñoz Ortiz, alias ‘Iván Ríos’, que fueron incautados por la fuerza pública luego de su muerte.

La historia de la Comisión Internacional

  
'Raúl Reyes' fue el coordinador de la Comisión Internacional durante la época de expansión. Foto: Archivo Semana

La internacionalización de la guerrilla tuvo su origen en un proyecto liderado por Jaime Guaraca, uno de los primeros integrantes de las Farc, quien, en conjunto con el desaparecido Pedro Antonio Marín Marín, alias ‘Manuel Marulanda’, dio inicio al grupo subversivo en los años 50.

Según la fiscalía, a pesar de las intensiones de Guaraca, no existió un plan organizado de internacionalización ni un conocimiento suficiente de las relaciones internacionales y la diplomacia, hecho que terminó con esta misión liderada por el Secretariado de las Farc.

Luego de este primer fracaso, “la comisión de Guaracas fue remplazada por una compuesta por guerrilleros que tenían conocimiento cultural y destrezas en el campo de las relaciones políticas, pero esta comisión en su momento se declaró decepcionada del socialismo y sus miembros terminaron defendiendo las posiciones contrarias a las de la guerrilla”, afirma el informe de la fiscalía.

El primer trabajo en el exterior se adelantó a finales de los años 70, época en la que las Farc consolidaron sus vínculos con las guerrilleras centro americanas en El Salvador y Nicaragua.

Las Farc capitalizaron el triunfo de la revolución sandinista en 1979 (movimiento que terminó con la dictadura en Nicaragua remplazándola con un gobierno de perfil de izquierda) y enviaron representantes para instalarse como puntos de contacto o delegados en Nicaragua. “La idea era recibir capacitación del Frente Sandinista de Liberación Nacional, FSLN y aprovechar la experiencia del conflicto nicaragüense”, indica el informe.

Posteriormente, durante la octava conferencia en 1993 se propuso una nueva estrategia para crear un órgano de representación ante el mundo que dependería del Estado Mayor Central. Es entonces cuando nace la Comisión Internacional, Cominter.

Desde ese momento y bajo las ordenes de ‘Raúl Reyes’, la guerrilla de las Farc inicia una política de expansión hacia los países en donde existían partidos comunistas y organizaciones revolucionarias que facilitaran “gestiones y coordinaciones de carácter político y diplomático”, explica el informe de la fiscalía.

De acuerdo con la información recaudada, cada integrante de la Comisión Internacional era responsable de expandir el trabajo político clandestino con la ayuda de líderes de organizaciones de izquierda en diferentes partes del mundo, mostrando a las Farc como una organización revolucionaria distanciada del narcotráfico y de otros crímenes de lesa humanidad.

Posteriormente, en marzo de 1999, ‘Raúl Reyes’ ajustó los planes de trabajo de la Comisión Internacional y conformó un comando de dirección, encargado de “garantizar la presencia en el extranjero sostenida y permanente de las estructuras de las Farc”, de acuerdo con el informe histórico de la fiscalía.

Para tal fin la comisión estaría liderada por ‘Raúl Reyes’, e integrada por Rodrigo Granda Escobar, alias ‘Ricardo González’ y Liliana López Palacios, alias ‘Olga Lucia Marín’, quienes definieron los responsables por cada país y los objetivos primordiales a cumplir por cada uno de sus integrantes.

Rodrigo Granda Escobar conocido como el canciller de las Farc por haber realizado cerca de 200 viajes desde 1994 por varios países de Europa y Latinoamérica, hoy hace parte de la mesa de negociación con el gobierno. Por su parte Liliana López fue procesada y condenada por un juzgado especializado de Bogotá.


View Las comisiones internacionales de las Farc in a larger map

Las tareas de los delegados

Las funciones de los "embajadores" de las Farc buscaban brindar apoyos especiales desde los países en los que estuvieran, obtener finanzas y adelantar tareas de dirección. “Debían también garantizar el autofinanciamiento del trabajo político mediante aportes de simpatizantes”, asegura el informe.

Otras de las funciones encargadas a los emisarios era estar frente a apoyos especiales como recibir a algunos guerrilleros exiliados o a integrantes de las Farc que viajaran a capacitarse en países como Portugal y España. De acuerdo con las investigaciones de la fiscalía, gracias al enlace de Remedios García, alias ‘Irene’, los miembros de las Farc recibían entrenamientos, principalmente en explosivos, por parte de integrantes de la guerrilla del País Vasco, Euskadi Ta Askatasuna, ETA.

Alias ‘Irene’ quien fue procesada y condenada por la justicia colombiana, también facilitaba el intercambio entre integrantes de ETA que venían a entrenarse y capacitarse en campamentos de la guerrilla de las Farc.

Dentro de los llamados apoyos especiales, los enviados al extranjero también se encargarían de conseguir equipos de comunicación satelital y apoyar logísticamente la visita de personalidades nacionales e internacionales a los campamentos de ‘Raúl Reyes’ e ‘Iván Márquez’ y demás integrantes del Estado Mayor de las Farc.

Las finanzas en el exterior
En cuanto a la obtención de recursos, ‘Reyes’ ordenó tomar contacto distintas organizaciones en países europeos que permitieran financiar el trabajo político de la guerrilla y garantizar la permanencia y movilidad de los integrantes de las Farc en Europa. La idea, según la fiscalía, era evitar que la Comisión Internacional dependiera del dinero que pudiese enviar el Estado Mayor desde Colombia, dada la dificultad de hacer este tipo de giros.

Son varios los casos documentados por la Fiscalía de este tipo de operaciones. Por ejemplo, en Dinamarca, alias ‘Alberto Martínez’ se contactó con diez organizaciones a las que les presentó a Anncol como un medio de comunicación alternativo para así obtener recursos.

De acuerdo con la información de la fiscalia, en Suecia los representantes de las Farc presentaron un proyecto similar a la juventud del partido de izquierda con el que también conseguirían fondos legales. Por su parte en Inglaterra y bajo este mismo modelo, obtuvieron recursos del movimiento Sindical.

El caso español, es según la fiscalía, uno de los más representativos ya que “llegó a crearse una célula clandestina que pretendía, a través de ongs obtener recursos que serían finalmente remitidos al estado mayor y que garantizarían el sostenimiento de los integrantes de las Farc en ese país”.

En el documento de la Fiscalía se indica que los representantes de las Farc en España acudieron a la presentación de proyectos ante algunas de las alcaldías insulares y ante algunas ongs españolas, que con sus aportes garantizaron no solo el sostenimiento de los guerrilleros en ese país sino también la impresión de la revista Resistencia, órgano de difusión de las Farc en el exterior.

Esta información hace parte del testimonio de Yolima Ordoñez, alias ‘Mariela’ o ‘Manuela’, una encargada de la comisión de las Farc en España y de la obtención de recursos a través de Ong’s que fue capturada por las autoridades de ese país y luego fue extraditada a Colombia.

Otros de los miembros de la comisión que ya han sido procesados son Luciano Marín, alias ‘Iván Márquez’, Amparo Torres, alias ‘Olga Lucia’, Ovidio Salinas Pérez, alias ‘Juan Antonio’, Manuel Francisco Olate, alias ‘Roque’, Amilcar Figueroa, alias ‘Tino’, Luis Alberto Urbano, alias ‘Marco León’ y Remedios García, alias ‘Irene’.

Aún permanecen activos dentro de la Comisión Internacional la conocida holandesa Tanja Nijmeijer, alias ‘Tania’ que ahora hace parte de las mesas de dialogo con el gobierno y el argentino Facundo Molares, alias ‘Facundo el argentino’ quien conforma el brazo político de la columna móvil Teófilo Forero del Bloque Sur.

Tags: La guerrilla de las Farc llegó a tener representantes en casi 30 países de Europa y América gracias a la estrategia de internacionalización de ‘Raúl Reyes’.